Women in Energy

Pacific Hydro promueve fondo concursable que da vida a proyectos comunitarios

2022-04-22T16:47:01-03:0022 abril, 2022|

El 19 de abril Pacific Hydro Chile cumplió 20 años de presencia en el país. Parte de su visión, como empresa generadora de energía 100% renovable, ha sido el desarrollo y la vinculación de las comunidades aledañas a sus operaciones y proyectos, apoyando iniciativas que contribuyan al desarrollo de las zonas donde se encuentra presente.

Desde el 2007 Pacific Hydro ha impulsado un fondo concursable que les permitiera ayudar de manera directa aquellos proyectos que surgían de las necesidades propias de los vecinos. “Nuestra misión fue armar una instancia que permitiera dar apoyo a las comunidades de manera formal, que al principio partió como una idea con la que beneficiamos unos pocos proyectos elegidos directamente por la empresa. Entonces le pusimos nombre, diseñamos las bases y se lanzó como fondo concursable Creciendo Juntos”, relata Luis Suárez, encargado de Relaciones Comunitarias de la compañía.

La empresa comenzó sus operaciones en el país en 2002, tras la adquisición de las centrales hidroeléctricas Coya y Pangal, ubicadas en la zona del Alto Cachapoal en la Región de O’Higgins. Desde ese momento comenzaron a relacionarse con los habitantes de su zona de influencia, como parte de su política de relacionamiento comunitario.

“Como empresa nos interesa crecer, desarrollarnos e imprimir nuestro sello. Por eso, día a día reforzamos nuestro compromiso con la sustentabilidad, la innovación y la generación de energía 100% renovable. Pero, sobre todo, nos preocupamos de fortalecer las relaciones de confianza con las comunidades”, asegura Renzo Valentino, CEO de Pacific Hydro Chile.

En 2011 se inauguró la central hidroeléctrica de pasada Chacayes y en 2016 State Power Investment Corporation (SPIC) adquirió Pacific Hydro con el propósito de establecer una plataforma global de desarrollo de energía renovable. Esta alianza permitió dar nuevos pasos y desarrollar y poner en marcha su primer parque eólico en 2018, en la Región de Coquimbo.

“En el caso de la Región de Coquimbo, el fondo concursable lleva tres años de forma activa. La experiencia de haberlo realizado por más de una década en el Cachapoal nos ha servido para implementarlo allí también, con el mismo fin: la idea es apoyar a las organizaciones en el territorio y en las zonas aledañas de donde tenemos operación”, comenta Suárez.

En junio de cada año se lanzan las bases para participar y en sus 15 años de historia, Creciendo Juntos ha contribuido con la activación de iniciativas de diversas organizaciones sociales. “En promedio son 15 los proyectos anuales beneficiados, aunque hemos llegado a tener hasta 40 en un año. Siempre lo hemos trabajado desde una mirada comunitaria, poniendo el acento en la educación y medioambiente, aunque se trata de un fondo concursable para la comunidad hemos tratado de incorporar los aportes de los participantes evaluándolo periódicamente de manera participativa para su mejor implementación», sostiene el encargado de Relaciones Comunitarias, quien argumenta que con la llegada del Covid 19 al país, las últimas dos versiones se desarrollaron en pos de la pandemia.

“Creciendo Juntos es parte importante de nuestros 20 años de historia como compañía y nos llena de orgullo haber contribuido en la materialización de más de 238 proyectos que van en directo beneficio de las comunidades”, manifiesta el CEO de la compañía.

Apoyo a Compañía de Bomberos de Coya

Diversas organizaciones sociales se han beneficiado de este fondo concursable. Juntas de vecinos, clubes de adultos mayores, colegios e incluso instituciones como Bomberos han participado de esta instancia, obteniendo recursos para implementos e infraestructura.

«Por ser una localidad chica, Bomberos de Coya no contaba con lo necesario para su operación. Gracias al Creciendo Juntos se han podido capacitar y perfeccionar en cursos, así como también obtener materiales de apoyo para sus operativos de rescate», indica Luis Suárez.

Marcos López, secretario de la Segunda Compañía de Bomberos John F. Kennedy de Coya, recuerda que «desde que apareció el fondo concursable nos ha aportado harto en el desarrollo técnico. Los recursos lamentablemente no son suficientes, entonces gracias a esta instancia hemos podio ir equipándonos en materiales e infraestructura. Hemos participado en todas las versiones y en un principio era complejo, porque era primera empresa que se abría a esa iniciativa. Nos atrevimos a postular con la guía de Luis Suarez y gracias a eso hoy tenemos un buen estándar para ser una compañía chica», afirma.

El profesionalismo con que han participado cada año los ha ido potenciando y eso los ha llevado a obtener más beneficios. «Hoy cuentan con implementación para atender las emergencias y se han convertido en una de las compañías mejor equipada de la región», complementa Suárez.